Consecuencias psicológicas ante el cáncer

1 de julio de 2015 6 comentarios

"Todo me daba vueltas, me parecía irreal y no sabía bien qué hacer ni qué preguntar"




Recibir un diagnóstico de cáncer, como sabes, genera una sensación de irrealidad, enfado y otras muchas reacciones que hemos comentado en otros artículos. Pero a medio y largo plazo, son otras las consecuencias que pueden y suelen aparecer. 

Ya en 1989, Tross y Holland, identificaban los siguientes, como los efectos psicológicos que habitualmente aparecían en una persona tras recibir el diagnóstico de cáncer: 

  • - Preocupación por la enfermedad
  • - Miedo a las recaídas
  • - Mayor miedo a la muerte
  • - Sentimiento de daño físico
  • - Sensación de vulnerabilidad
  • - Incertidumbre respecto al futuro
  • - Sensación de inadecuación personal
  • - Percepción de control disminuida
  • - Miedo al rechazo social
  • - Ansiedad
  • - Depresión

Todas ellas, son consideradas normales dada la magnitud de la situación. Cuando cualquiera de ella sea demasiado intensa o se prolongue demasiado en el tiempo es el momento de consultar con un Psicooncólogo/a. 


¿Cómo afrontar estos miedos habituales?


Por tanto, estos son los puntos que puedes aclarar con tu equipo sanitario, preguntándoles siempre que quieras y lo necesites, para "mantener a todos estos miedos a ralla": 

  • - Pregunta el nombre de tu enfermedad y el estado en el que está para contrarrestar el miedo y preocupación por la enfermedad y muerte
  • - Pregunta sobre las características de los tratamientos que podrían afectarte físicamente, y de cómo se podría controlar esos efectos secundarios
  • - Pregúntales sobre cómo mantener una vida activa y saludable para aumentar tu sensación de control y tomar las riendas (uno de los puntos que si llevas a cabo te darán más seguridad y bienestar rápidamente)
  • - Si te preocupan las posibles recaídas, pregunta a tu equipo cómo y cada cuánto se harán los seguimientos. 

Con estas pequeñas sugerencias podrás empezar a establecer los cimientos que te permitirán tener una mayor sensación de control y fortaleza. Pero recuerda: sólo tú sabes la información que necesitas en cada momento. No te preocupes si necesitas volverlo a preguntar más adelante o si olvidas alguna de tus dudas ante el oncólogo o cualquier otro profesionales. Anótalo todo y ve preguntando en función de lo que necesites en cada momento. 



6 comentarios:

  • Ariadna Santamaria dijo...

    Hola. Me llamo Ariadna Santamaria. Estoy haciendo un trabajo de búsqueda sobre como afecta psicológicamente el càncer tanto a los emfermos como a sus familiares, por ese motivo megustaría poder hacerle una entrevista. Por favor, pongase en contacto conmigo, mi correo es ariadna.santamaria.alum@ies-dauro.cat

  • Anónimo dijo...

    A mi madre le detectaron un tumor a principios de año, un melanoma coroidal según los médicos bastante avanzado, todo fue muy rápido, en pocos días la operaron para extirparle el ojo afectado y ver las opciones de tratamiento. Afortunadamente no se había extendido a ninguna otra zona. Todo pasó muy rápido y casi no dio tiempo a pensar en nada pero ahora que han pasado unas semanas llega la magnitud de lo sucedido. Mi madre está muy deprimida por el tema estético, además ahora tiene que llevar gafas porque el ojo que le queda tiene algo de miopía y presbicia. Le han tomado medidas para hacerle la prótesis pero dice que total para qué, si ya no va a ver por ese ojo. Le dijeron que era bueno dejar la herida al aire para que cicatrice mejor pero ella se pone parches hasta para estar por casa, no es capaz de hacerse las curas ni de verse, le hemos dicho que no es para tanto, pero todavía no se ha atrevido a mirarse en el espejo sin el parche. Sale a la calle con gafas de sol aunque ya sea de noche, se ha comprado unas enormes y oscuras para que tapen todo y no quiere maquillarse ni arreglarse. Estamos muy preocupados y nos gustaría saber qué hacer para ayudarla. Gracias

  • Ariadna González Psicóloga dijo...

    Hola Anónimo. Si es para tanto. Está en un proceso de negación que debe ser tratado en terapia con un especialista. La labor de la familia ahora es no presionar ni quitar importancia, porque sí la tiene. Si no no se sentirá apoyada ni entendida y se aislará más. Intenten acompañarla a ver a un psicooncólogo para que la ayude a aceptar la situación y poder así empezar a poner los cimientos. Un abrazo!!

Publicar un comentario

Reconocimientos de Calidad

Top 10